viernes, 18 de junio de 2021

¡¡Mordiendo balas en el Páramo!! Informe de Punka



Antes de que los ladiborbones tuvieran en jaque a todo habitante del Páramo, las disputas entre mutardos y pandilleros eran bastante frecuentes y aquí os narramos una que tuvo lugar en una ciudad desolada.







Hace tiempo que los ladiborbones circulan por el Páramo sin que nadie pueda hacer nada. Pero antes de que apareciesen hubo un terrible enfrentamiento en una ciudad arrasada entre unos pandilleros y unos mutardos que estaban como locos por Morder la bala y si era útil, usarlas para destrozar al contrario. 


Los Pandilleros del RangerVicio (no sabemos el por qué de su nombre, pero es el que manda) fueron a la ciudad con un curtido, un bruto, dos pandilleros y dos piltrafas; lo mejor de cada casa, mientras que JulioAnima iba con... pues con putos mutardos que les tengo un asco que no puedo verlos, entre el que corre, la de los huesos anchos y el cerebro que te hace cosas chungas a la cabeza... les odio.




Turno 1: Tanto mutardos como pandilleros mueven y toman posiciones para coger sus objetivos y disparar en el caso de los pandilleros, pero no hay nada más destacable por lo que de momento la ciudad permanece en calma...





Turno 2: El odio se hace latente en los pandilleros y comienzan a disparar a los mutardos. Una pandillera con ballesta dispara pero falla (ninguna novedad), el arquero tiene a tiro a una mutarda asquerosa y dispara ya que estaba preparado por si alguien asomaba el hocico por allí, pero falla también. Mientras la piltrafa, queriendo coronarse en la banda carga como una posesa con sus patines locos y su bate de béisbol al mismo mutardo, pero muere patéticamente por la cola de su enemigo al que llamaremos "Lila".




Turno 3: Una vez todos en sus puestos, los pandilleros estaban bien colocados para disparar y así lo hicieron. El curtido dispara su pistola pero sorprendentemente ¡falla! mientras que el arquero de nuevo dispara y su disparo va sin fuerza aún apuntando y todo. Mientras, los mutardos se descojonan y van tranquilamente por el centro de la ciudad vista la puntería de estos incompetentes, el cabezón desarma al arquero subido en el edificio y la Bestia del Pozo, la gorda esa, carga contra nuestra Pandillera y la hace papilla, literalmente, la espachurra.




Turno 4: El pandillero acosador con un machete, corre que te corre tras una puta tortuga (o algo parecido) pero es incapaz de alcanzarla. Entre tanto nuestro Curtido más manco dispara su última bala pero no sabemos dónde apunta que falla, no así el arquero que impacta en la bestia del pozo aunque no hiere. En un acto de honor (estupidez diría yo), la bruta carga contra la bestia para ver quién tenía más ovarios; y ovarios no lo se pero fuerza tenía más la bestia y bueno... rebotadísima la bruta, no le salvaba ni San Antonio poniéndole una vela. La tortuga se encorajinó y cargó contra el pandillero acosador pero... ¡zasca! ¡primer mutardo muerto gracias a un buen filo medio! El corredor huye con su líder para ponerse a salvo de los disparos (como si les hiciera falta, me pareció una falta de respeto total por los mutardos... mutantes e irrespetuosos) y el cabezón ya de paso potencia a la bestia, que carga contra el curtido y sí, otro más a la colección. Al palco.





Turno 5: Aquí ya poco se podía rascar... el arquero coge su arma que previamente el cabezón le había quitado (ya sabéis el juego sucio de los mutardos) y dispara pero falla nuevamente. Lila carga contra el arquero pensando que estaba desprevenido pero se sacó un cuchillo y se cepilla a la mutarda; resulta que le dimos el arma equivocada. La bestia carga contra el corredor acosador y sorprendentemente, al ver esa mirada depravada, falla su ataque y el pandillero sobrevive, sin nadie saber cómo.




Turno 6: Tras dos combates en los que la lucha recordó a un buen duelo de los de antaño, el pandillero muere ante la Bestia del pozo que a pesar de hacer un montón de ejercicio, seguía con ese aspecto de... bueno de constitución fuerte. Por otra parte, a los mutardos ya no les hacía gracia esto de que les disparasen; es que ni se acercaban los proyectiles; así que de un choque mental el cabezón hace explotar al arquero. Mientras el corredor es capaz de coger 2 balas del barril.




Al final y tras el recuento, pues los pandilleros domingueros sucumbieron a los mutardos por 1-5. Victoria aplastante de los deformes que en todo momento camparon a sus anchas pudiendo coger balas y matando a todo lo que se pusiera por delante.


¡Vaya partida! No daba ni al arco iris; vaya pandilleros. La verdad que lo pasamos de coña, estuvo muy divertida, y a pesar de que se me habrá pasado algún detalle ya que la jugamos hace mucho tiempo ya, en esencia ese fue el devenir de la partida. Tuve pesadillas con esa bestia del pozo, los mutardos son muy buenos. La próxima llevaré aún más armas a distancia... y a ver qué pasa.



¿¿Qué os ha parecido el informe??
¿¿Le hacemos un Onlyfans a la bestia del pozo??

¡¡Esperamos vuestros comentarios!!


2 comentarios:

  1. jajajaj tus pandilleros son stormtroppers XDDD eso te pasa por odiar a los mutardos que son lo mas chachi y finky del yermo

    onlyfans a la bestia? con ese tentacula y esa maza...sip no hay ni que preguntar :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si es que tengo que odiarlos... Me ganan siempre jaajajaj

      Eliminar